Cómo cultivar hierbabuena en maceta para que nunca falte en casa

Te enseñamos cómo cultivar hierbabuena en las macetas de tu casa para que nunca te falte esta deliciosa planta aromática de diferentes usos y grandiosas propiedades en el hogar.

La hierbabuena siempre es de mucha utilidad en el hogar, no solo porque huele muy rico, sino porque puede ser empleada en la cocina y es también una hierba que a manera de infusión, puede aportar grandiosos beneficios a la salud, como por ejemplo: previene la diabetes, posee efectos antiespasmódicos y analgésicos, propiedades antibacteriales, favorece la digestión, entre otros.

Pero hablando específicamente de su cultivo, la hierbabuena es una planta que a diferencia de otros alimentos como las frutas, puede ser cultivada a partir de esquejes de otra planta para después colocarla en un vaso o tarro con agua, preferentemente de vidrio.

De esta manera, al sumergir el tallo en agua, crecerán las raíces después de unas semanas, por lo que podrás proceder a plantarla directamente en tu jardín, en una maceta y hasta en tazas. Aunque lo más recomendable es hacerlo en macetas medianas o grandes ya que esta planta se extiende fácilmente. Recuerda que el mejor momento para cultivar hierbabuena es durante la primavera.

Hablando específicamente de la maceta, es necesario que esta tenga buen drenaje, es decir, uno o más hoyos en la parte inferior para evitar que el agua quede estancada. Por otra parte, la maceta para tu hierbabuena debe llenarse con sustrato para plantas y algún tipo de abono natural para promover su crecimiento.

A la hora de plantar los esquejes solo asegúrate de colocar las raíces debajo de la tierra y una pequeña parte del tallo para ayudar a que la planta se sostenga. Procura no apretar demasiado la plantita en la tierra y listo. Después lleva la maceta a un lugar donde quede protegida del sol ya que la hierbabuena no tolera la exposición directa y constante a los rayos solares, aunque sí necesita luz indirecta.

La hierbabuena se adapta fácilmente a cualquier clima, tan solo necesita muy buena humedad y estar en un lugar iluminado aunque como ya mencionamos, sin luz solar directa.

Por último, recuerda que debes regarla constantemente para asegurarte que la tierra esté húmeda, siempre cuidando de no encharcarla ya que las raíces podrían pudrirse con el exceso de agua.

No olvides que si decides cultivar hierbabuena en tu jardín, debes elegir un lugar con semisombra, brindar los mismos cuidados y no plantarla cerca de una planta de menta (si es que tienes), ya que una macheará a la otra y se convertirán todas en plantas de hierbabuena.

error: Content is protected !!