Cómo perder peso de las caderas y reducir tallas rápidamente

La pérdida de peso puede ser una gran batalla para algunos. Pero, si bien algunas partes de su cuerpo adelgazarán fácilmente, otras partes, como los muslos, pueden necesitar más esfuerzo y paciencia. Debido al hecho de que las caderas y los muslos almacenan más grasa que otras partes del cuerpo, son un área problemática común para algunas mujeres cuando se trata de perder peso.

Ahora, todos los nutricionistas y expertos en salud dirán que cualquier objetivo de pérdida de peso debe abordarse desde todos los aspectos, incluida una dieta equilibrada y el ejercicio regular. Lo mismo se aplica a las áreas problemáticas del cuerpo que necesitan más tiempo para perder peso: un régimen de entrenamiento específico combinado con una dieta saludable parece dar los mejores resultados.

En cuanto a su régimen dietético, los siguientes consejos son extremadamente beneficiosos para abordar cualquier objetivo de pérdida de peso, incluida la pérdida de peso en las caderas.

1 # Reducir la ingesta de calorías en un 10-25%

En el momento en que comienza a reducir su ingesta de calorías, su cuerpo comienza a utilizar la grasa almacenada en las caderas y los muslos. Esto a su vez da como resultado la pérdida de peso de estas áreas.

2 # Tu desayuno es imprescindible

Si omite el desayuno en lugar de tomar una comida saludable y nutritiva por la mañana, su cuerpo luchará por mantener la grasa almacenada en lugar de quemarla.

3 # Elimina los carbohidratos refinados

A diferencia de los azúcares refinados que se acumulan en el hígado, trate de engancharse a los carbohidratos en forma de granos integrales como arroz integral, quinua, pastas de trigo integral y otros granos.

4 # Reduzca su consumo de azúcar

Demasiada azúcar solo puede obstaculizar sus objetivos de pérdida de peso, lo que dificulta la pérdida de peso en las caderas. Si está almacenando grasa adicional en sus caderas, debe reconsiderar su consumo de azúcar.

5 # Aumente su consumo de frutas y verduras

Las frutas y verduras, naturalmente nutritivas y con menos calorías, pueden mantenerte lleno, evitando así comer en exceso. Una dieta alta en fibra no solo mantendrá a raya los antojos, sino que mejorará significativamente la digestión y aumentará los resultados de la pérdida de peso.

En cuanto a la parte del entrenamiento, es vital dedicar más tiempo a ejercicios dirigidos al área particular de su cuerpo de la que desea perder peso.

error: Content is protected !!